Cortometrajes y marcas, una mezcla efectiva

Hay combinaciones que funcionan bien, unas pueden ser gastronómicas (no puedo evitar pensar en el sándwich pb&j), otras musicales, otras cinéfilas, y otras marketinianas. Si consigues una mezcla que funcione bien, es lógico que se repita.

Eso es lo que pasa con los cortometrajes y las marcas. No voy a hablar del Brandend Content como tal, tan sólo voy a poner un par de ejemplos de cortometrajes que me ha gustado y que curiosamente tienen una marca respaldando la obra. Hace unas semanas os hablamos de “Ultravioleta”, el corto de Paco Cabezas para Gas Natural Fenosa, hoy os enseñaremos algunos otros.

Empezaré por el que acabo de ver, y el que puesto la semilla para que escriba este post. Será porque me gusta el tema de la gastronomía y tengo pendiente la visita al nuevo restaurante de David Muñoz, pero es que este corto del DiverXo titulado “El XOw” me ha dejado sin palabras. Aquellos que tuvieran intención de ir a este restaurante, darán un brazo por hacerlo realidad tras ver el vídeo.

El XOw from Attic Films on Vimeo.

Continuamos con una mezcla que funciona muy bien. Marca + Figura reconocida + Solidaridad. Esta es la fórmula que se usó en el cortometraje “Dale la vuelta a la tortilla” de Buckler junto con Paco León. La recaudación de esta obra iba destinada a la Sociedad Española de Oncología Médica. Tenía todo lo necesario para triunfar. ¿Cómo no lo vas a compartir?

Pero también hay historias que se pueden ayudar de la música. Este es el caso, Coca Cola Light aparece en el videoclip de Marlango “Lo que no sueñas vuela”. ¿Cuántas las latas o botellas ves mientas salen Leonor Watling y Maribel Verdú? Además, esta acción no acabó aquí, sino que CocaCola realizó un sorteo en redes sociales en el que podías asistir a un concierto de Marlango en distintas ciudades.

También hay ejemplos fuera de nuestras fronteras. Aquí la premisa que se utiliza es tener a un director reconocido que haga expandir su universo personal alrededor de una marca. Wes Anderson es uno de estos directores que tiene un sello propio, y la marca PRADA supo utilizarlo. Creó una serie de cortos en los que se contaban pequeñas historias que tenían una cierta continuidad para el lanzamiento de su nueva fragancia Prada Candy. El toque naif de la marca se unía a la perfección con el estilo del directo, y a la interpretación de Léa Seydoux.

Y para terminar, dejo mi favorito de todos los tiempos. Probablemente sea porque fue uno de los primeros en explotar esto del cortometraje y hacerlo gracias a distintos vídeos que se podían ver en su web y en Youtbe. Es el caso de Dior, que se unió con David Lynch para una promoción que marcó un antes y un después. Es más,¡Lady Blue Shanghai tiene hasta su propia entrada en wikipedia! Marion Cotillard era la protagonista de estos Lady Dior. Aquí os dejo el vídeo de Lady Rouge en el que además, la música la pone Franz Ferdinand.

Como veis, son muchas las maneras de unir vídeo, marcas y contenido. Lo que es importante es saber cuál es el público objetivo a la hora de crear la estrategia. De todos estos, ¿con cuál os quedáis? ¿Conocéis algún otro ejemplo?

Me encargo del Social Media en ArteGB. Estudié Publicidad porque lo que yo quería de pequeña era contar a los adultos microhistorias estuvieran frente al soporte que estuvieran. Me fascina el potencial que Internet tiene para comunicarnos y acercarnos. Por lo que la evolución profesional lógica me ha llevado al campo de la gestión de comunidades online. Creo que la mejor manera de aprender es con las mangas subidas, a base de esfuerzo y haciendo lo que haga falta sin tener prejuicios. Me podría describir como viajera, creativa en proceso, lectora, detective de los pequeños detalles e incapaz de disimular un ataque de risa. Pero lo que más me gusta ser es “la Tía Vega”.
By | 2018-05-10T18:24:30+00:00 15 octubre, 2014|0 Comments

Leave A Comment