En Twitter hay tesoros. También han mucha morralla y opiniones que no has pedido. Pero entre todo eso, existen cuentas que son para hacerles la ola. Una de ellas es The Queer Cañí Bot (@thequeercanibot), una cuenta que habla de folclore, género y LGTBI.

Por todo ello, en Más de Cultura hemos querido hablar con The Queer Cañí Bot en esta semana del Orgullo. ¡Allá vamos!

Cuando hemos estado organizando esta entrevista, hemos tenido que cuadrar agendas para poder sacarla adelante, por lo tanto, la primera pregunta es, ¿quién eres cuando no eres The Queer Cañí Bot?

Soy Lidia García García, cupletista frustrada e investigadora predoctoral en el Departamento de Historia del Arte de la Universidad de Murcia, donde además de consagrar lo (poco) que me queda de juventud a la temida tesis me dejan incluso dar alguna clase sobre arte contemporáneo.

¿Cómo surge The Queer Cañí Bot?

Surgió por puro ocio, por darle salida a todos los memes sobre folclóricas que me iban viniendo a la cabeza y también para darle una segunda oportunidad a una red social, Twitter, a la que en su momento no sé por qué no le pillé yo el punto.

¿Cómo explicamos a la persona que está leyendo esta entrevista qué es eso de lesbofolclore con perspectiva de género?

Es una mirada al folclore desde el feminismo y el movimiento LGTB (sobre todo desde la ele que es la sigla que me ha tocao en gracia) con los que tiene más que ver de lo que en principio pudiera parecer.

¿Recuerdas la primera publicación que hiciste en Redes Sociales?

Como The Queer Cañí Bot es fácil recordarlo porque apenas llevo unos meses: fue un meme sobre la Pantoja. Así más en general recuerdo que tenía un fotolog terrible en el que por algún motivo escribía mucho sobre Paco Martínez Soria. Llevo siendo igual desde los catorce años, socorro.

¿Crees que todo lo relacionado con el folclore de España se ha subestimado? ¿Por qué?

Absolutamente, sobre todo desde las élites intelectuales que siempre han incidido en su instrumentalización por parte del Franquismo olvidando a menudo su vertiente más transgresora y su historia previa a la dictadura (pensemos en Miguel de Molina, por ejemplo: homosexual, republicano, represaliado y exiliado ¿acaso no es folclore él?). Y por otra parte se ha tendido a olvidar su papel en la resistencia vital de toda una generación de mujeres que se sentían apeladas por esta música que al fin y al cabo hablaba de ellas y para ellas. Voces como la de Terenci Moix o Vázquez Montalbán reivindicaron esto en su día, así como la enorme Martirio sigue haciéndolo. Está claro que hay mucho de clasismo y de machismo en el desdén con que se ha mirado por ejemplo la copla.

Si tuvieras que ponerle una canción a un adolescente para que conozca la música tradicional que se está perdiendo, ¿cuál elegirías?

Uf, ni idea. No soy yo muy pontificadora. Pero tal vez apostaría por mostrar ese lado transgresor tal vez menos conocido del folclore. Por ejemplo “Compuesta y sin novio” (Quintero, León y Quiroga) que en la versión de Juanita Reina es toda una exaltación de la independencia femenina frente a la práctica obligatoriedad de la institución matrimonial mientras que en la versión de Miguel de Molina tiene un subtexto homosexual que es gloria bendita, sobre todo cuando con toda la gracia de su divina pluma cantaba aquello de “yo estoy compuesto y sin novia porque tengo mis razones”. Canela en rama.

¿Podemos hacer política con humor?

Debemos y además no hay otra porque es que hasta respirando se hace política. Y el humor (siempre hacia arriba y hacia adentro como dice la Vasallo) como arma política es poderosísima, especialmente cuando de lo que se trata es de construir discurso desde los márgenes.

¿Cómo de importantes son los referentes y la visualización para el colectivo LGTBI?

Son vitales: yo soy de un pueblo pequeño -Montealegre del Castillo, Albacete- y prácticamente crecí pensando que era la única lesbiana del mundo. Eso es devastador y no podemos permitir que siga pasando. La visibilidad es un paso insoslayable para constituirnos como sujetos de pleno derecho y normalizar lo que es -manque algunos se empeñen en lo contrario- normal.

En Más de Cultura hemos hablado hace poco con Rizha, actriz de Skam. Con ella hablamos (entre otras cosas) del mundo ship que se ha creado en torno a la serie. ¿Has seguido esta ficción? ¿Qué te parecen estas corrientes que surgen paralelas a las tramas reales?

La verdad es que no la he visto pero me fascina el mundo fanfic y muero por un buen shippeo lésbico en general. ¿Mi favorito? Cospuentes (Cospedal + Cifuentes) ¿Y yo qué le hago si soy así?

¿Qué vas a hacer en estos días de Orgullo? ¿Reivindicar, celebrar, las dos cosas a la vez o ninguna de las anteriores?

Reivindicar, eso vaya siempre por delante y más en estos tiempos en los que nuestros derechos están siendo continuamente cuestionados. Pero también celebrar una miajica, ¿no?: celebrar en el sentido de festejar, siempre desde un punto de vista crítico y vigilante claro está, lo logrado. Y celebrar sobre todo los vínculos que hemos tejido entre nosotras, cómo nos sostenemos unas a otras precisamente ante ese cuestionamiento y violencia permanente a la que se nos somete. Pero sobre todo reivindicar, siempre. ¡Como para no hacerlo tal y como está el patio!

Si pudieras viajar en el tiempo, ¿qué le dirías a tu yo de la adolescencia?

Alma de cántaro, déjate de cantautores machunos y dedícate desde ya a escuchar a la Jurado que la vida es muy corta.

¿Existe actualmente una heredera de las folclóricas legendarias?

Mientras tengamos en activo (¡y qué activo, Dios mío!) a María Isabel Pantoja Martín la copla no necesita más testamento. Digo.

En los hilos que tienes en tu Twitter podemos encontrar desde uno que relaciona a Carmen Sevilla, María Callas y Juego de Tronos, hasta otro en el que se mezclan los mantos de vírgenes con Tórtola Valencia. ¿Cuál es el proceso de creación de estos hilos? ¿Cuánto tiempo de documentación y creación inviertes en ellos?

Pues algunos parten de mi trabajo como investigadora: por ejemplo el de Juego de Tronos y Carmen Sevilla que mencionas se deriva de hecho de un artículo que escribí para una revista científica sobre la representación del mito romántico de España en la serie. Pero en general son temas que me interesan (mucho) y sobre los que leo y pienso de una manera natural. La verdad es que no sabría decirte el tiempo que le dedico porque me lo paso tan divinamente… a mí dame un buen cuplé, una zarzuela o una copla que se me pasan las horas sin sentir.


¿El mejor momento que recuerdes que hayas vivido gracias a Twitter?

Muchos, es que cuando no te insultan ni vienen señores a explicarte cosas Twitter es en general muy divertido. Me hace muy muy feliz cuando la gente me dice que se ríe o que le está empezando a pillar el punto a la copla o la zarzuela a raíz de algún hilo mío, eso me vuelve loca. Tampoco te voy a negar que me ha hecho mucha ilusión que me lean gente como la grandiosa Maruja Torres o mi adorada Ana Milán, todavía estoy flipando en ese sentido la verdad.

Si te pudieras tomar un Sol y Sombra con alguna folclórica, ¿con cuál de tus protagonistas lo harías? ¿De qué conversaríais? 

Uf, qué brete. A ver, ¿es que te imaginas los chistes de Marujita?, ¿las pullitas de la Piquer?, ¿las anécdotas de Imperio?, ¿la mera presencia de la Jurado? Hiperventilo…ni todo el anís del mundo me haría sobreponerme, la verdad.

Hemos visto que hace poco has estado participando unas Jornadas de Igualdad y Medioambiente, ¿vamos a poder verte en algún sitio más? ¿Qué planes de futuro tiene The Queer Cañí Bot?

Suelo ir a jornadas y congresos por mi trabajo pero no siempre a hablar de cosas relacionadas con lo cañí…ojalá lo pudiera hacer más a menudo, la verdad. Espero poder hacerlo de hecho.

Si pudieras describir tu momento actual con una frase de cine o de la música, ¿cuál podría ser?

¿Sabes Lola Flores apartándose el pelo de la cara en pleno fragor del espectáculo y diciendo “Estoy como nunca”? Pues eso mismico.

The Queer Cañí Bot, Lesbofolclore en Twitter: The Queer Cañí Bot

Y ahora llega el momento de las recomendaciones, ¿podrías recomendarnos el último libro, canción, película, obra de teatro, o cualquier expresión artística que te haya emocionado?

Pues disfruté muchísimo con el último y genial (aunque criticadísimo por los puristas) montaje de “Doña Francisquita” del Teatro de la Zarzuela con la reina de Sabina Puértolas en el papel de la protagonista.

En una cadena de talentos, ¿nos recomendarías a alguien a quien seguir?

Probablemente lo hagas ya pero por si acaso no dejaría de recomendarte a Cristina Domenech que escribe unos rigurosos y graciosísimos hilos de lesbianas victorianas que quitan el sentío.

Nuestra revista se llama Más de Cultura, así que la pregunta es, ¿Más de Cultura y menos de…? 

Más de cultura y menos de intransigencia. Y ante la duda, siempre más copla.